Las elecciones federales en Rusia han pasado. Como pronosticamos, fueron completamente amañadas por el régimen. Aunque parece que el Partido Comunista recibió la mayoría de los votos reales, literalmente de la noche a la mañana las autoridades elaboraron el resultado que necesitaban. Este acto descarado de reescribir completamente los resultados de las elecciones sólo provocará una creciente ira en la sociedad.